Saltar al contenido
Aves tropicales

Guacamayo jacinto

guacamayo jacinto

Guacamayo jacinto, arara azul, Arara-azul-grande, Hyacinth Macaw o Anodorhynchus hyacinthinus. Se trata de una especie psitaciforme de la amplia familia de los loros Psittacidae. Siendo un guacamayo tan bello, cualquier amante de las aves exóticas querría tener a él guacamayo jacinto como mascota.

¿Dónde vive esta ave?

Esta especie habita en distintas zonas de Paraguay, Argentina, Brasil y Uruguay. Se les puede ver a una altitud de unos 850 y 1800 m sobre el nivel del mar. Les gusta residir en las espesas selvas de Sudamérica, donde el clima es mucho más húmedo. Al igual que la mayoría de los guacamayos, también viven cerca del trascurso de los ríos y lagos.

Por desgracia, el guacamayo jacinto se encuentra en peligro de extinción, debido a su gran exportación. Sobre el siglo XIX, ya era difícil avistarlos en su hábitat natural. Sin embargo, cerca de 1950, el profesor Raúl Vaz Ferreira, consiguió tener a un ejemplar de la especie para fines reproductivos.

guacamayo jacinto

En 1990 se hicieron grandes búsquedas por todo el territorio de Paraguay, aunque, todas ellas terminaron fracasando. El guacamayo jacinto parecía extinto en aquellos bosques y algunos ornitólogos se temían lo peor. Después de buscar durante meses, sin obtener resultado, comenzaron varios proyectos para su repoblación.

La última vez que pudieron verse en plena naturaleza, fue en el año 1930. No obstante, algunos afirman haberlos divisado en las selvas cercanas a Paraguay. Gran parte de su hábitat natural fue destruida para la agricultura. Tampoco disponían de los alimentos suficientes para poder seguir sobreviviendo. Poco a poco, fueron desapareciendo de los bosques, que siempre habían habitado.

En 1994 solo quedaban unos 140 ejemplares en cautiverio, aunque, en 2007 llegaron a ser 750 ejemplares.

Existen tres especies de guacamayos azules y los tres están en peligro de extinción. Estos son denominados Anodorhynchus Glaucus, Anodorhynchus Leari y Anodorhynchus Hyacinthinus.

¿Cómo es el guacamayo jacinto?

El guacamayo jacinto es un loro hermoso y único. Se diferencian de los otros tipos de guacamayos, por varios aspectos. Por ejemplo, la característica más singular y llamativa es su plumaje azul intenso. Este bello colorido lo presentan en casi todo su cuerpo, salvo en el interior de las alas y cola, que son de color negro.

Otra singularidad en ellos, es que carecen de la máscara blanca que poseen las demás especies. Por el contrario, el guacamayo jacinto tiene plumas azules en lugar de un rostro blanquecino. También, destacan por sus anillos oculares de color amarillo radiante. De la misma manera, la unión de la cabeza y mandíbula inferior, posee una bella franja amarilla.

Por otro lado, el pico negro de estos magníficos loros es el más fuerte y resistente del mundo. Realmente no existe un pico semejante en cualquier otro guacamayo. Debido a su gran tamaño, pueden partir semillas grandes, sin ningún tipo de problema.

Es considerado el guacamayo más grande del mundo, ya que miden de 70 a 85 cm. Sin embargo, se han visto ejemplares adultos de hasta 100 cm. Igualmente, son aves bastante robustas y su peso ronda entre 1,5 a 1,8 kg. Los guacamayos azules con las alas extendidas, pueden medir cerca de 120 y 140 cm. No podemos olvidarnos de su larga cola, que alcanza casi un tercio del cuerpo.

No hay demasiada información sobre cuanto vive un guacamayo jacinto. Por lo general, logran vivir hasta los 50 años, aunque, en algunos casos han llegado a los 60 años de vida.

Distinguir el sexo de estas aves es casi imposible. La hembra es menos robusta, mostrando así una figura más delgada. Sin embargo, por lo demás, son prácticamente iguales. La mejor solución sería hacerles una prueba de ADN.

¿El guacamayo jacinto está en peligro de extinción?

Desde hace tiempo, la gente se pregunta si el guacamayo jacinto se extinguió por completo o la más común ¿Cuántos quedan en el mundo? Resulta, que siempre ha sido una especie que ha llamado la atención de las personas. No obstante, antes de que se comercializaran, ya era cazado por algunas tribus cercanas a su hábitat.

Cuando se empezaron a vender como mascotas exóticas, su número cayo rápidamente. Al ver el peligro que corría la especie, se creó una ley que protegiera a los guacamayos azules.

guacamayo jacinto

Hoy en día, existen varios proyectos de conservación. Sin duda, uno de los más populares es IBAMA el Instituto Brasileño de Recursos Ambientales y Naturales Renovables, que tiene la autoridad de los proyectos. Gracias a las labores de protección hacia los guacamayos azules, pronto podrían repoblar algunas zonas tropicales.

Se hicieron muy populares por una película titulada Río, inspirada por la trágica situación en la que se encuentran. Por lo visto, en febrero del 2019, nació una cría de guacamayo jacinto. Esto dio lugar en Paraguay, además, aseguran que pronto tendrán más pichones.

¿Se puede tener al guacamayo jacinto como ave de compañía?

No es fácil conseguir a un guacamayo jacinto como ave de compañía, debido a que es una especie muy protegida. Nunca hay que perder la esperanza, si consiguiéramos los permisos necesarios, podremos tenerlos en cautiverio, sin problema alguno.

De todos modos, si tuviéramos la suerte de tenerlos en nuestro hogar, lo titularíamos «Una mascota ejemplar» Son muy cariñosos y afables, además, no suelen mostrarse agresivos, salvo que si sienta amenazados. Se trata de un guacamayo con cierta personalidad, ya que tienen un comportamiento único.

Antes de que las hembras den el primer paso. Los machos siempre se dedicarán a explorar todo a su alrededor. De esta forma, aseguraran la zona y evitaran cualquier tipo de peligro. No suelen separar demasiado de sus parejas, por lo que, es bastante habitual que estén casi todo el tiempo juntos.

La reproducción del guacamayo jacinto, puede resultar algo complicada. Cuando llega la época de cría, anidan en los huecos de los árboles, ya sea en los palmerales muertos o en cualquier otro árbol similar. El macho es el que comienza a cortejar a la hembra con sonidos y diferentes posturas. Una vez haya llamado la atención de la hembra, empezaran a aparearse.

Finalmente, la guacamaya azul pondrá de 1 a 2 huevos, que eclosionaran en unos 30 días. Por lo visto, el primer polluelo es el que logra sobrevivir. Esto se debe a que el segundo tarda más en eclosionar, además, su hermano mayor se queda con casi todo el alimento.

Mantenerlos con una buena salud, dependerá de la alimentación que estemos dándoles. Pueden ingerir distintos tipos de semillas, nueces, bayas o brotes. No obstante, hay que proporcionarles algunas frutas, vegetales y pienso especial para loros. Esto les aportara las vitaminas necesarias para su organismo.